El coronavirus no es excusa para que te descuenten el salario

Las empresas que suspendieron sus actividades por el aislamiento deben pagar el salario íntegro a los trabajadores.

Imagen

Las empresas que descuenten salarios se exponen a multas de entre 10 y 30 jornales por empleado (de 840.000 a 2.500.000 Gs).

Imagen

La suspensión de contratos de trabajo previsto en el Código Laboral por falta de medios de pago o fuerza mayor no puede ser decidida de forma unilateral por el empleador.

Imagen

El empleador debe avisar al Ministerio de Trabajo y a partir de ahí se busca una salida con los trabajadores.